¿Cómo elegir tu cremallera? | Blog Pontejos - Almacen de Pontejos

Sin duda es una de las preguntas que todos nos hacemos cuando queremos sustituir o arreglar una cremallera.

Porque las cremalleras de nuestra ropa o de nuestros accesorios tienen la tendencia de estropearse muy a menudo. En Almacén de Pontejos te lo ponemos fácil y queremos ayudarte a elegir la cremallera que realmente necesitas.

Para empezar, vamos a presentarte todas las partes de una cremallera. Es fundamental empezar por conocer lo que queremos reparar para poder comprar lo que necesitamos. Muchas veces no es necesario cambiar toda la cremallera sino, solamente, una de sus piezas.

Todas las cremalleras están compuestas por, valga la redundancia, una cremallera. Es la parte que tiene los "dientes". Es la zona que va cosida a tu prenda.

Por la cremallera se desliza el cursor. Esta pieza también puede conocerse como carro. El cursor lleva muchas veces incorporada una pieza para que puedas abrir y cerrar la cremallera fácilmente. Esta pieza se llama tirador.

Algunas cremalleras tienen una pequeña pieza metálica en la parte inferior con la que puedes abrirla. Otras, sin embargo, tienen un plástico que impide que la cremallera se abra. Con esta pieza diferenciamos las cremalleras con separador y sin separador. 

Ahora que ya conocemos todas las piezas que componen nuestra cremallera, debemos localizar qué necesitamos. En este post vamos a presentarte diferentes tipos de cremalleras.

Empezaremos por las cremalleras de nylon o espiral. Este tipo de cremalleras son muy comunes en abrigos de plumas o incluso algunas chaquetas. Pueden tener separador o no.

Existen cremalleras metálicas que son muy útiles para abrigos o chaquetas.

Todas las cremalleras pueden tener la particularidad de dos cursores. Las cremalleras de doble cursor suelen utilizarse en abrigos o chaquetones largos o incluso en lonas, toldos o maletas. Facilitan mucho el abrochado y desabrochado de la cremallera. Además, con el doble cursor te evitarás dañar el tejido si la cremallera se engancha en algún punto de su recorrido. Suelen ser cremalleras muy resistentes preparadas para todo tipo de usos; lo que viene siendo una cremallera preparada para todos los chaparrones.

¿Ya tienes la cremallera que buscabas? Pues ahora te toca coserla a tu prenda. Y para eso... Solamente te podemos recomendar un prensatelas para tu máquina de coser. No son complicados de conseguir y te ayudarán un montón en la costura de la cremallera. Es una de esas cosas que no pueden faltar en tu costurero.